Los beneficios del sol para la salud (2ª parte)

Este artículo sobre los beneficios del sol para la salud es una continuación del anterior en el que te conté algunos de los beneficios que tiene el sol y que puedes disfrutar con una exposición de 15 minutos diarios.

La verdad es que la lista es amplia, mucho más que la de los inconvenientes que tiene la exposición solar (sin la debida protección para la piel, cabeza y ojos) y, sin embargo, es tanta la insistencia en que debemos protegernos del sol, que con frecuencia no somos consientes de lo beneficioso que es. Sólo piensa que sin él, no existiría la vida en nuestro planeta.

Qué factor de protección solar usar todo el año

Prepara tu piel para el sol con los alimentos adecuados

El sol es una fuente de vitamina D

Eso lo saben hasta mis hijos 😉 Pero ¿sabemos como actúa? La vitamina D ayuda a fortalecer los huesos. Es muy importante para la mineralización de éstos. El calcio que tomamos con los alimentos necesita de esta vitamina y del magnesio para que los huesos la absorban. Y aunque el sol nunca llega hasta nuestros huesos, los rayos UV del sol ayudan a producir vitamina D en la piel.

No obstante, no hace falta estar 8 horas al sol cada día para obtener la vitamina D necesaria, es suficiente con 5 ó 10 minutos, dos o tres días a la semana.

Vitaminas liposolubles D, E y K: propiedades y fuentes alimentarias

Sales Minerales (macroelementos): propiedades y fuentes de calcio

Además, la vitamina D tiene un efecto protector ante determinados tumores, por lo que el sol puede protegernos de los temidos cáncer de mama, colon, ovario, vejiga, útero, estómago, linfomas y próstata.

En el caso de los niños y jóvenes en desarrollo es muy importante recibir suficiente vitamina D que sintetizar; es fundamental para su crecimiento, la osificación y las defensas del organismo.

El sol mejora el aspecto de la piel

Uno de los beneficios del sol, aunque a priori pueda parecer extraño, se siente sobre la piel. La exposición de la piel a los rayos solares mejora el aspecto de la piel, no sólo porque ésta se broncee, sino también porque la exposición moderada en las horas de menos intensidad, ayuda a realizar una limpieza de la piel, especialmente cuando ésta es grasa o con acné, y a eliminar impurezas. Aunque al principio te parezca todo lo contrario, la piel adquirirá buen aspecto tras varios días de baños solares.

Se recomiendan los baños de sol a las personas que padecen psoriasis, que suele mejorar con la exposición a los rayos solares.

Sistema inmunológico

Otro de los beneficios del sol para la salud es que tiene el efecto de aumentar las defensas del organismo, pues puede aumentar el número de glóbulos blancos o linfocitos, las células encargadas de la primera defensa frente a la infección. De este modo, mejora el funcionamiento del sistema inmunológico.

Reducción del colesterol

Aunque es cierto que en verano – cuando los días son más largos y luminosos – se tiende a comer más frutas y verduras e incluso a hacer más ejercicio físico – aunque sólo sea por los paseos a la orilla del mar o en el campo – esto apoya la reducción de grasa corporal y del colesterol.

La exposición solar controlada ayuda a equilibrar los niveles de colesterol y con ello a reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares con el consecuente beneficio para nuestras arterias.

Prevención de enfermedades cardiovasculares

Dieta para prevenir enfermedades cardiovasculares

Cómo reducir el colesterol malo con la dieta

Disminución de la presión sanguínea

Las personas que sufren hipertensión arterial pueden beneficiarse del sol ya que éste provoca una vasodilatación de los vasos sanguíneos superficiales, relaja los vasos sanguíneos y, por tanto, ayuda a reducir la tensión arterial. Al dilatarse las arterias de la piel se reduce la cantidad de sangre concentrada en los órganos. Como consecuencia de esto baja la presión arterial, ideal para los hipertensos.

➡ Hipertensión arterial: dieta recomendada

Cómo ves, la lista de beneficios del sol para la salud es mayor que la de los inconvenientes.
¿Has experimentado la mejora de alguno de estos síntomas gracias al sol?

Imagen de Shutterstock: Pareja mirando al cielo

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *