Las 3 claves para no fracasar al adquirir hábitos saludables

Adquirir hábitos saludables y empezar a vivir de una forma diferente y más saludable, eliminando todas aquellas conductas que no son buenas para ti, es algo que seguramente te has planteado hacer, aunque es posible que tú, como muchísimas otras personas, hayas fracasado en este intento de hacer un giro para poder mejorar tu calidad de vida.

Ese fracaso tiene su explicación y también una solución; quiero compartirla contigo para que puedas alcanzar este cambio con éxito.

Clave 1: Tu cuerpo, mente y emociones han de estar en armonía

Hay una clara tendencia a comenzar a incorporar hábitos saludables en la alimentación o a tomar decisiones como dejar de fumar, beber menos alcohol o empezar a caminar cada día para activar el corazón.

En todos estos casos, es a la parte física a la que se le da más prioridad, dejando la parte emocional y psíquica en segundo plano, separando algo tan indisoluble como lo es el cuerpo físico y el cuerpo emocional.

adquirir habitos saludables emocionales

Alimentarte de buenos pensamientos y buenos alimentos crean en ti un todo de armonía, salud y bienestar.

De la misma manera que hay “comida basura” hay “relaciones basura”, como es el caso de las personas negativas o incluso, ser tú mismo el que tenga por norma pensar de forma negativa. Tanto si vienen del exterior como si te llegan desde tu interior, te estás intoxicando de la misma manera que cuando comes alimentos que no son beneficiosos para tu salud.

Si tienes en cuenta estos factores ya tienes muchas mas posibilidades de alcanzar el éxito.

Clave 2: Date tiempo para que este hábito forme parte de ti

Otra clave, y con una gran importancia también, es incorporar estos cambios tan provechosos poco a poco, dándote el tiempo necesario para adaptarte a cada uno de ellos, porque el objetivo es que sea parte de tu día a día de una manera natural y disfrutando de lo que has decidido hacer.

El mayor error que puedes cometer es pretender cambiar las costumbres que te han acompañado durante tantos años, en unos días. Eso, además de crearte ansiedad y decepción, te lleva irremediablemente al fracaso.

No tendrás hábitos saludables en tu alimentación porque decidas llenar tu despensa de productos naturales. Ellos sólo te recordarán cada vez que los veas, que has gastado dinero en algo que seguramente se quedará ahí como parte de la decoración.

En cambio, si simplificas, si eliges para empezar por uno o dos alimentos nuevos y esperas a incorporarlos a tu rutina, los adaptarás a tu cocina sin problemas.

De la misma manera tienes que comenzar a dejar fluir y aceptar un pensamiento positivo, empezando por agradecer lo que tienes y reconciliarte con la alegría. Éste es un primer paso para que la tristeza y la ansiedad pasen a ser parte de tu pasado, pero siempre hay que hacerlo de una forma paulatina, dándote tiempo para que este hábito forme parte de ti.

En esta época de inmediatez y de urgencia, olvidamos que las cosas físicas y emocionales necesitan un proceso natural y ese proceso lleva un tiempo. Por esto es que es fundamental que te des el tiempo que tu consideres necesario.

Clave 3: Aprende a fracasar con eficiencia

Cómo te he dicho al comienzo, es probable que hayas fracasado anteriormente en tu intento de adquirir hábitos saludables y mejorar tu calidad de vida. Puede incluso, que ello te haya hecho desistir.

En el siguiente vídeo, te explico cómo fracasar con eficiencia, de modo que puedas avanzar en el camino hacia una mejor calidad de vida.

 

La naturaleza es nuestra mejor maestra. Cuando siembras, lo haces en una tierra preparada para recibir la semilla, luego la riegas y la cuidas hasta que el brote sale y esperas. Le das a cada árbol su tiempo y a cada fruto su momento.

Decide hacer ese cambio de hábitos, ponte metas claras y que se adapten a ti y ten la paciencia de ver los logros cotidianos que te llevan hacia el gran objetivo propuesto.

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *