Cómo prevenir migrañas y dolores de cabeza

En este artículo encontrarás la siguiente información sobre las migrañas y los dolores de cabeza: fases, tipos, factores de riesgo, alimentos que las desencadenan, medidas preventivas, dieta recomendada.

Fases, tipos, factores de riesgo, desencadenantes y medidas preventivas

La migraña es un dolor de cabeza muy intenso acompañado de náuseas, vómitos y fotofobia que se puede paliar con medidas preventivas y un plan de alimentación.

Esta enfermedad la padece el 12% de la población con edades comprendidas entre 18 y 65 años (cerca de cinco millones de personas) y tienen un componente hereditario-genético (más de la mitad de las personas con migraña tiene familiares que también la padecen).

La migraña es una enfermedad que evoluciona en varias fases sintomáticas. La enfermedad cursa con períodos de dolor agudo, intercalados entre largos periodos asintomáticos. La intensidad de la crisis es muy variable presentándose entre 1 y 4 episodios al mes que duran entre 4 y 72 horas.

Fases de las migrañas

El ataque de migraña tiene varias fases:

Los pródromos se presentan en el 80% de los pacientes mediante diferentes síntomas que se inician varias horas o días antes del dolor, sensación de euforia, depresión, irritabilidad, bostezos continuos, falta de atención y deseo compulsivo de ingerir alimentos dulces.

El aura se presenta en el 20% de los pacientes y dura de 20 a 60 minutos, cuyos síntomas más característicos son los visuales: zona ciega del campo visual con destellos luminosos, dolor ocular, visión borrosa, ver estrellas o líneas en zigzag y visión en túnel. Otros síntomas son sensación de hormigueo en la mitad de la cara y brazos del mismo lado del dolor, bostezar, dificultad para concentrarse y para encontrar las palabras adecuadas al hablar.

La fase dolorosa se caracteriza por un dolor leve que aumenta poco a poco de intensidad hasta convertirse en severo; suele afectar a la mitad derecha o izquierda de la cabeza aunque puede ser bilateral. Es un dolor pulsátil con martilleo rítmico doloroso acompañado de náuseas, vómitos, una mala tolerancia a la luz y a los ruidos. El paciente se retira a una habitación oscura a descansar.

La fase de resolución, en la que el dolor disminuye progresivamente hasta desaparecer, dura varias horas (4-72). Después de la crisis la mayoría de los pacientes tienen malestar y presentan somnolencia, fatiga y falta de concentración.

La migraña es una enfermedad infratratada e infradiagnosticada por la deficiente utilización de tratamientos específicos y de terapias preventivas que sólo la emplean un 13% de los pacientes diagnosticados.

Numerosos pacientes acuden a la consulta del médico de familia y se les diagnostica cefaleas que se tratan con analgésicos (nolotil) y antinflamatorios (ibuprofeno), cuando su tratamiento eficaz serían los fármacos específicos y las medidas preventivas.

Tipos de cefaleas

Es importante diferenciar con claridad las jaquecas de otros dolores de cabeza:

  • Cefaleas tensionales: son dolores de cabeza continuos y opresivos que no se acompañan de otros síntomas (son consecuencia de la fatiga y el estrés).
  • Cefaleas en racimo: son cefaleas muy intensas, localizadas en la zona ocular y se acompañan de lagrimeo, ojo rojo y congestión nasal. Se desencadenan durante el sueño nocturno.
  • Cefaleas secundarias a otras enfermedades (traumatismos craneoencefálicos, infecciones, tumores cerebrales y accidentes cerebrovasculares). Son dolores de cabeza muy intensos que se acompañan de otros síntomas (rigidez de la nuca, vómitos, hipertensión arterial, etc.).

cefaleas dolor de cabeza migranas

Factores de riesgo en la migrañas

La migraña es causada por una actividad cerebral anormal que se desencadena por el estímulo de numerosos factores de riesgo.

Los factores de riesgo son:

  • estrés,
  • ejercicio físico intenso,
  • ciertos olores o perfumes,
  • ruido intenso,
  • luces deslumbrantes o fluorescentes,
  • cambios de tiempo,
  • excesivas altitudes de montañas o edificios,
  • alcoholismo,
  • tabaquismo,
  • cambios en los patrones del sueño,
  • cambios hormonales (menstruación, ovulación e ingestión de anticonceptivos orales),
  • cervicalgias,
  • exposición prolongada a pantallas de ordenadores y televisión,
  • consumo de algunos alimentos.

Alimentos que desencadenan ataques de migrañas

Aminas biógenas: histamina, tiramina, feniletilamina y serotonina

  • Embutidos crudos curados: salami, chorizo, salchichón, fuet y sobrasada.
  • Quesos maduros Parmesano, Emmenthal, Gouda, Roquefort, Camembert y Manchego.
  • Vegetales fermentados (chucrut y soja).
  • Pescados en conservas (atún, sardinas y anchoas).
  • Pescados ahumados (salmón, trucha, etc.).
  • Frutas: plátano, aguacate y chocolate.

Bebidas alcohólicas

Compuestos fenólicos

  • Chocolate, té y café.

Glutamato monosódico

  • Comida china, caldos y sopas deshidratados.
  • Conservas y semiconservas de pescado.
  • Salsas, precocinados (pizza, canelones, etc.)
  • Aspartamo (edulcorante).

Confitería

  • Caramelos, chicles, panadería, bollería y galletería.

Bebidas refrescantes y zumos

Menú para evitar migrañas

Desayuno

  • Café descafeinado con leche desnatada o semidesnatada.
  • Una tostada de pan integral con tomate, aceite de oliva o queso fresco.
  • Fruta (excepto plátanos).

Almuerzo y meriendas

  • Fruta, infusión de poleo-menta y tostada de pan integral con queso fresco o jamón york.

Comidas y cenas

  • Primer plato de verduras variadas: ensalada, verduras cocidas, a la plancha o asadas, sopas de verduras caseras (nunca consumir sopas de sobre o elaboradas).
  • Segundo plato: pescado blanco o azul (más aconsejable el azul), carnes de ternera blanca, pollo, pavo o conejo asados, a la plancha, o guisados sin añadir salsas elaboradas (mahonesa, kétchup, etc…) y huevos.
  • Postre. Yogur natural o fruta.

Una dieta saludable para las jaquecas sería una dieta mediterránea que incluya:

  • Alimentos ricos en vitamina C, con propiedades analgésicas para inhibir la producción de prostaglandinas que son las responsables del dolor (los tomates, los cítricos, el kiwi, los frutos rojos, la guayaba, etc.).
  • Alimentos ricos en vitamina B2, que es calmante natural del dolor (la leche y derivados, las carnes y los cereales integrales).
  • Alimentos ricos en ácidos grasos insaturados: el pescado azul (salmón, sardinas, truchas, etc.); frutos secos (nueces y almendras) y los aceites de semilla de girasol, maíz y soja.
  • Alimentos ricos en fibra (el pan integral, el arroz integral, los cereales integrales, las frutas y las verduras) para evitar el estreñimiento.

Se aconseja tener un ritmo regular de comidas y evitar estar más de 3 horas sin comer.

Medidas preventivas para las migrañas y dolores de cabeza

Medidas-preventivas-eficaces-para-migranas

También son aconsejables el ejercicio físico, técnicas de relajación para combatir el estrés, cuidar el ritmo del sueño, no fumar, no beber bebidas alcohólicas, consultar con el ginecólogo los métodos anticonceptivos, tratarse los dolores cervicales, evitar la permanencia en lugares ruidosos con malos olores y con luces brillantes, no permanecer en largos periodos de tiempo delante de pantallas de televisión y ordenadores y consumir fibra para evitar el estreñimiento.

Se trata con fármacos específicos y con acupuntura.

¿Padeces migrañas? ¿O tienes la suerte de no saber lo que son?

Imagen Mujer con una bolsa de hielo en la cabeza de Shutterstock

Comentarios
  1. Natalia leguia
    • Paloma Perez del Pozo
  2. Paloma Pérez del Pozo
  3. María Chavarría Picado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *