¿Qué es el ayuno intermitente?

El llamado ayuno intermitente es actualmente una de las tendencias de salud y fitness más populares del mundo.

Muchos estudios muestran que esto puede causar pérdida de peso, mejorar la salud metabólica, proteger contra la enfermedad y, tal vez, ayudar a vivir más tiempo.

El ayuno intermitente es un patrón de alimentación en el que se alternan entre ciclos de alimentación y de ayuno.

No se hace hincapié en qué alimentos comer, sino más bien en el acto de comer en sí mismo.

Hay varios métodos diferentes de ayuno intermitente, todos los cuales dividen el día o la semana en períodos de alimentación y períodos de ayuno.

La mayoría de la gente ya “ayuna” todos los días mientras duermen. El ayuno intermitente puede ser tan simple como extender este ayuno un poco más.

Puede consistir en saltarse el desayuno, comer la primera comida al mediodía y la última comida a las 8 pm por ejemplo.

Entonces se estará técnicamente en ayunas durante 16 horas todos los días y restringiendo la alimentación a una franja horaria de 8 horas. Ésta es la forma más popular de ayuno intermitente, conocido como el método de 16/8.

A pesar de lo que se pueda pensar, el ayuno intermitente es en realidad bastante fácil de hacer. Muchas personas dicen sentirse mejor y tener más energía durante un ayuno.

Generalmente, el hambre no es un problema tan grande a pesar de que puede ser un problema al principio, mientras que el cuerpo se va acostumbrando a no comer por largos períodos de tiempo.

No se permite ningún alimento durante el período de ayuno, pero se puede tomar agua, café, té y otras bebidas no calóricas.

Algunas formas de ayuno intermitente permiten pequeñas cantidades de alimentos bajos en calorías durante el período de ayuno.

Está permitido tomar suplementos siempre y cuando no haya calorías en ellos.

¿Por qué ayunar?

Los seres humanos han ayunando durante miles de años. A veces se hacía por necesidad o cuando simplemente no había ningún alimento disponible.

En otros casos se hacía por razones religiosas. Varias religiones, incluyendo el islam, el cristianismo y el budismo, exigen algún tipo de ayuno.

Los seres humanos y otros animales también suelen instintivamente ayunar cuando están enfermos.

Está claro que no hay nada “natural” en el ayuno y nuestros cuerpos están muy bien equipados para manejar largos períodos sin alimento.

Ocurren todo tipo de procesos en el cuerpo cuando no comemos por un tiempo, con el fin de permitir que el organismo se mantenga durante un período de hambruna. Estos procesos tienen que ver con las hormonas, los genes y los procesos importantes de reparación celular.

Cuando ayunamos, disminuyen significativamente los niveles de azúcar en sangre y de insulina, así como ocurre un aumento drástico en la hormona de crecimiento humana.

Muchas personas hacen el ayuno intermitente con el fin de bajar de peso, ya que es una manera muy sencilla y eficaz para restringir calorías y quemar grasa.

Otros lo hacen por los beneficios para la salud metabólica, ya que puede mejorar diversos factores de riesgo cardiovascular.

También hay alguna evidencia de que el ayuno intermitente puede ayudarnos a vivir más tiempo. Los estudios en roedores muestran que puede extender la vida tan eficazmente como la restricción calórica.

Algunas investigaciones también sugieren que puede ayudar a proteger contra enfermedades, incluyendo enfermedades del corazón, la diabetes tipo 2, cáncer, enfermedad de Alzheimer y otras.

El ayuno intermitente permite hacer la vida más sencilla, al tiempo que mejora su salud. Con un menor número de comidas para planificar, más simple se vuelve todas las actividades.

No tener que comer 3-4 ó + veces por día (con la preparación y la limpieza incluida) también ayuda a ahorrar tiempo.

Tipos de ayuno intermitente

El ayuno intermitente se ha vuelto muy de moda en los últimos años y han surgido varios tipos / métodos. Éstos son algunos de los más populares:

El método 16/08: Se ayuna durante 16 horas cada día. Por ejemplo, se come sólo entre el mediodía y las 20h00.

Comer – Ayunar – Comer: Una o dos veces a la semana se ayuna desde la cena de un día, hasta la cena del día siguiente (24 horas de ayuno).

La dieta 5:2: Durante 2 días de la semana se comen sólo unas 500 a 600 calorías.
El resto de los días, se puede comer con variedad.

Conclusión

Siempre y cuando se incluyan alimentos saludables, la restricción en la franja horaria de alimentación y ayunar de vez en cuando puede traer algunos beneficios muy buenos para la salud.

Es una manera eficaz de perder grasa y mejorar la salud metabólica, al mismo tiempo que simplifica la vida.

Imagen Reloj sobre plato vacío de Shutterstock

Comentarios
  1. Marèse
  2. Daniel
    • Alimentatubienestar
  3. Cynthia
  4. Rafa
    • Alimentatubienestar
    • Carlos
  5. Fran
    • Alimentatubienestar
  6. Alfredo
    • Alimentatubienestar
    • Ivana Alejandra Raschia
  7. Josefina Berrio Blanco
  8. CentroClínico&Dental

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *