Recomendaciones para el cuidado de la piel en verano

Piel bronceada y sin manchas solares este verano

El cuidado de la piel es importante durante todo el año, pero especialmente en verano, ya que tiende a estar más seca, pueden aparecer manchas en la piel por el sol y puede dañarse con más facilidad por la exposición a los rayos ultravioleta.

Hoy te traemos unos consejos básico para lucir un bronceado uniforme, duradero y prevenir las manchas en la piel por el sol; recomendaciones que te ayudarán a mantener la elasticidad e hidratación adecuada, calmar la piel irritada, evitar el envejecimiento prematuro y las quemaduras solares.

Tips para el cuidado de la piel en verano y disfrutar de los rayos del sol

1. Hidratación

Mantener la piel hidratada es un paso esencial que no se puede pasar por alto; ello también ayuda a unificar el tono de la piel y lucir un bonito bronceado más uniforme y duradero.

Para hidratar la piel desde el interior es importante que, además de beber abundante agua, te alimentes adecuadamente. Para ello, incorpora alimentos antioxidantes ricos en vitaminas A, C y E y aumenta el consumo de frutas y verduras.

2. Aplicación de productos naturales

Asímismo, puedes utilizar algunos productos naturales como el aceite de almendras para el cuerpo y la crema o gel de aloe vera para aplicar en el rostro.

Aceite de almendras dulces

Contiene vitaminas A, B y E que son muy beneficiosas para el cuidado de la piel. Si se aplica por todo cuerpo después de la ducha cuando la piel está húmeda, te ayudará a suavizar la piel aportando mayor hidratación y elasticidad. Puedes utilizarlo puro o mezclado con otros aceites esenciales, como la rosa mosqueta.

aceite de almendras para el cuidado de la piel en verano

Aloe Vera

Utilizar la crema o gel de aloe vera a diario para el rostro es ideal por sus propiedades tanto calmantes como hidratantes y como humectante natural. Es un regenerador celular que ayuda a prevenir el envejecimiento de la piel y calma la piel irritada o las quemaduras tras la exposición del sol por su alto contenido en vitaminas C, A y aminoácidos.

3. Protección solar

Elige un factor de protección solar adecuado para tu tipo de piel y aplícalo a diario media hora antes de salir de casa. Para exposiciones prolongadas, recuerda aplicar varias veces a lo largo del día y evitar así quemaduras solares o manchas en la cara provocadas por el sol.

Puedes encontrar diferentes tipos de protectores solares que son de rápida absorción y sin sensación grasosa para la piel: en crema, gel, fluido e incluso spray.

Utiliza un protector solar diferente para el cuerpo y el para el rostro y si tienes la piel muy sensible, también puedes encontrar productos más específicos que no contienen químicos o conservantes para evitar posibles reacciones en la piel, como erupciones, ardor o enrojecimiento.

4. Manchas en la piel por el sol

Tener manchas en la piel tras exposiciones prolongadas al sol es un problema muy común, pero para prevenir manchas en la cara y manchas solares en el resto del cuerpo, aconsejamos que además de utilizar un protector solar a diario, tengas en cuenta lo siguiente:

Depilación

Nunca tomes el sol tras depilarte ya que la piel es mucho más sensible y, además de las posibles quemaduras solares, también pueden aparecer manchas en la piel, tanto en el rostro como en el cuerpo.

Si tienes plan de exponerte al sol, es recomendable depilarse uno o dos días antes mínimo y aplicar un protector para evitar que se irrite la piel. Presta especial atención en el rostro, porque la piel es más sensible y, por ejemplo, cuando te depilas el labio superior pueden aparecer las indeseadas manchas oscuras en esta zona.

No es aconsejable depilarse con cera en verano; sin embargo puedes utilizar otros métodos alternativos de depilación como la crema depilatoria para el cuerpo y el hilo o también conocido como “threading”, para las zonas más sensibles del rostro como el bigote y las cejas.

Medicamentos

Si tomas la píldora anticonceptiva o algún medicamento, deberás de consultar con tu médico o farmacéutico si tienen algún tipo de interacción con el sol que pueda provocar la aparición manchas en la piel.

En el caso de tomar la píldora deberás de proteger tu piel a diario, especialmente en la cara, utilizando una crema solar con un factor de protección alto durante todo el año ya que pueden aparecer manchas en la piel con mucha facilidad.

Cosméticos y perfumes

Si vas a la playa o simplemente vas a exponerte al sol durante horas, no utilices nunca perfumes y evita también el maquillaje ya que pueden contener ingredientes químicos que pueden aumentar el riesgo de aparición de manchas en la piel. Prescinde de cualquier tipo de cosmético perfumado y utiliza únicamente un protector solar.

Quemaduras solares

Las quemaduras provocadas por el sol son muy molestas y pueden incluso dejar marcas en la piel. Para evitar cualquier tipo de quemaduras provocadas por el sol, se aconseja:

  • Aplicar siempre un protector solar adecuado a tu piel.
  • Evitar las exposiciones prolongadas, especialmente en las horas que los rayos UV pueden ser más dañinos para la piel, entre las once y la cuatro de la tarde.
  • Comenzar a tomar el sol de forma progresiva, sobre todo en las primeras exposiciones. Puedes comenzar por 15 minutos al día e ir aumentado el tiempo cada día.
  • Utilizar sombreros, una gorra, sombrilla en la playa o piscina e incluso una camisa o camiseta de algodón de tonos claros para proteger la piel.

protección y cuidado de la piel en verano

Si tras tomar el sol sientes que tu piel está irritada y un poco enrojecida, aplica una crema o gel de aloe vera directamente en la zona a tratar; es excelente para calmar y refrescar la piel.

Y tú, ¿qué haces para cuidar la piel en verano?

Imágenes Joven aplicándose crema en la playa, Aceite de almendras y Accesorios para la playa y de Shutterstock

Comentarios
  1. Pilar Martínez
  2. sami
  3. Caléndula
    • Alimentatubienestar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *