Vitaminas y minerales esenciales para combatir el calor en verano

Hacemos un repaso a las vitaminas y minerales esenciales para combatir el calor en verano y a los alimentos que los contienen y alimentan tu bienestar.

Vitaminas y minerales esenciales para combatir el calor en verano

Con el calor y la sudoración nuestro cuerpo pierde una serie de nutrientes esenciales que no se pueden recuperar simplemente con la alimentación. Además, los rayos solares pueden dañar nuestra piel y nuestro organismo provocando entre otros, quemaduras, arrugas, manchas en la piel, fatiga e hipotensión.

Por este motivo es imprescindible, que sobre todo en verano, aportemos a nuestro cuerpo todas las vitaminas y minerales que necesita para estar fuerte y sano durante estos meses de buen tiempo.

A continuación, te dejamos una lista de las vitaminas y minerales que no deben faltar en tu dieta este verano, para prevenir todos estos problemas, mantener tu cuerpo lo más saludable posible y ayudarte a combatir el calor.

¿Qué vitaminas y minerales son beneficiosos para la salud especialmente en verano?

Vitaminas para combatir el calor

Vitamina C

La vitamina C es una de las más importantes para estimular el sistema inmune y protegernos ante enfermedades como catarros o gripes, por este motivo es una de las más consumidas en invierno. Sin embargo, esta vitamina también tiene un importante papel durante los meses de verano:

  • Ayuda a tu cuerpo a adaptarse al calor.
  • Ayuda a estimular las glándulas sudoríparas y así poder bajar la temperatura corporal para evitar golpes de calor.
  • Además, evita la oxidación de las células provocada por los rayos solares, y también fomenta la formación de colágeno en la piel, para evitar que aparezcan en la piel las tan odiadas quemaduras, manchas y arrugas.

Vitamina D

Esta vitamina la absorbemos con la exposición al sol, por lo que estarás preguntándote porque necesitamos un aporte extra.

Pues bien, para proteger la piel ante las radiaciones del sol nocivas, es altamente recomendable utilizar protector solar. Sin embargo, este protector solar bloquea la absorción de vitamina D por lo que puede llegar a provocarnos un déficit de esta vitamina. Además, esta misma actúa como protector solar natural en nuestro organismo.

Vitamina A

Una de las más conocidas por su poder reparador tras largas y dañinas exposiciones al sol, y por su control ante la posible aparición de manchas en la piel. Por este motivo es utilizada en muchos productos anti-ageing.

Vitamina E

Esta vitamina tiene poder antihistamínico por lo que ayuda a tratar el sistema inmune ante reacciones alérgicas propias del verano y la primavera.

Vitamina B

La vitamina B es otra gran aliada para el cuidado de la piel por su poder hidratante y reparador.

Te pueden interesar

La importancia de las vitaminas en la alimentación, la vitamina A

Las vitaminas del Grupo B: beneficios y fuentes alimentarias

La vitamina C: propiedades y fuentes alimentarias

Vitaminas liposolubles D, E y K: propiedades y fuentes alimentarias

Minerales esenciales para sobrellevar el calor

Potasio

Mantener un nivel de potasio adecuado ayuda a mantener el nivel de agua que el cuerpo necesita. De esta forma el cuerpo es capaz de reponer rápidamente las pérdidas de electrolitos provocadas por la sudoración, y así poder evitar calambres musculares o sensación de fatiga.

Sodio

Un aporte adecuado de sodio ayuda a retener la cantidad de agua que nuestro organismo necesita evitando la pérdida por sudoración. De esta forma nuestro cuerpo siempre estará correctamente hidratado y esto te prevendrá de padecer hipotensión o golpes de calor.

⚠️ ¡Pero debes tener cuidado! Es necesario controlar el nivel de sodio, especialmente si se consume mediante la sal común, ya que puede llegar a provocar retención de líquidos y ser contraproducente por todas las molestias que esta puede llegar a causar.

¿Dónde pueden obtenerse estas vitaminas y minerales?

Todos estos nutrientes anteriormente comentados pueden obtenerse a través de una correcta alimentación, aunque deberemos asegurarnos de que ingerimos toda la cantidad necesaria.

Por eso, recomendamos seguir una dieta rica en los alimentos que comentaremos a continuación. Esta dieta puede complementarse con suplementos naturales que servirán de aporte extra.

Vitaminas y minerales esenciales para combatir el calor en verano

¿Qué alimentos no pueden faltar en tu lista de la compra?

Alimentos con vitamina C

A pesar de que las naranjas son el alimento más conocido a la hora de hablar de la vitamina c, no son el único alimento que la contiene. De hecho, hay muchos otros alimentos que contienen un mayor aporte de vitamina C.

Podemos encontrar esta vitamina en frutas como el kiwi, las fresas o el melón. Y en verduras como el brócoli, los pimientos verdes y rojos, las espinacas y las coles de Bruselas.

Alimentos con vitamina D

Esta vitamina puede absorberse gracias a la luz solar tal y como ya hemos mencionado anteriormente, pero hay muchos alimentos que también pueden aportarla a nuestra dieta.

Estos alimentos son entre otros, el pescado, las ostras, los productos de soja, los embutidos, los huevos y las setas.

Alimentos con vitamina A

Puede encontrarse en productos como el paté de hígado, la patata dulce, las zanahorias, la calabaza, el melón y los albaricoques secos.

Alimentos con vitamina E

Algunos de los alimentos que más contienen esta vitamina son las almendras, las semillas crudas, las acelgas, las avellanas y el aguacate.

Alimentos con vitamina B

Esta vitamina es muy presente en algunos suplementos naturales como el germen de trigo, la espirulina o la levadura de cerveza. También puede encontrarse en alimentos como legumbres, frutos secos, huevos, plátanos, ajo y patés.

Alimentos con potasio

El alimento más conocido para la ingesta de potasio es sin duda el plátano, pero hay muchos otros alimentos que lo contienen, como por ejemplo la zanahoria, la manzana, el melón, el aguacate, el kiwi, el brócoli o los cacahuetes.

Alimentos con sodio

Como hemos comentado anteriormente, es importante controlar el uso de la sal en nuestras comidas ya que puede provocar un exceso de sodio.

Si estamos interesados en consumir este mineral de una forma sana y controlada, es muy recomendable incluir en nuestra dieta alimentos como el apio, la acelga, la espinaca o la alcachofa.

¡No lo olvides! Sobre todo en estas fechas de tanto calor, siempre es recomendable comprar frutas y verduras de temporada que sean bien refrescantes. Por ejemplo, comer un pedazo de melón o sandía bien fresquita te ayudará a mantenerte refrescado y bien hidratado.

¡Y además están bien ricas!

¡No dejes que el calor te pare!

Con una alimentación sana y equilibrada, y el refuerzo de estas vitaminas y minerales, es posible evitar los problemas de salud habituales propios de las temporadas de mucho calor.

¡Sigue nuestros consejos y cuídate este verano!

Guardar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site is protected by wp-copyrightpro.com